M365: Un pasito hacia una Constitución para el mundo

Microsoft 365

Primero una Web, ahora una nueva forma de comunicar y colaborar…

Son algo más de las 7 de la mañana en este pequeño y bellísimo pueblo de la Costa Brava donde vivo. Para quienes hayan oido hablar de él, está en Gerona en España y tiene una pequeña muralla alrededor del antiguo pueblo de piedra. Es un pequeño golfo al que se llega y sale a través de curvas por uno y otro lado. Uno hacia Barcelona, el otro hacia Gerona. Pero no es fácil, nunca lo ha sido llegar aquí. Salvo por mar. Y por mar, lo que solia llegar eran… piratas.

Un barco aparecía de pronto en el horizonte y pronto todo era robado, las mujeres violadas y los hombres asesinados. Por eso tiene una muralla y por eso tiene un par de cañones apuntando a la lontananza. A veces, sin embargo, hay noches de “Habaneras”, los viejos sones que los catalanes de aquí y de otras regiones trajeron de aquella parte del mundo sin la que no podíamos entender lo que somos y hoy seguimos cantando esa melancolía. La murallas son para defenderse… y, aunque no hagan ya falta, su eco, a veces, deja un poso de recelo frente al otro, cuando el “otro” durante siglos y siglos significaba rapiña y destrucción.

Una nueva Web

Cuando me uní a Factor-H empujado por el entusiasmo y el corazón de Nacho, -de echo se llama Ignacio Muñoz-Sanjuán- pero pocos le conocen así, en las conferencias y seminarios le deberían presentar como “Dr. Nacho”, supe desde el primer momento que el espíritu, la sangre y la carne (las personas y la idea) estaban. ¿En qué podía ayudar? Creo con todo mi corazón, que la comunicación es la base de la prosperidad de los pueblos. Tiene sus riesgos, pero es así. Por eso me licencié en su momento en Ciencias de la Información y ejercí el periodismo -una de mis grandes pasiones- y la comunicación corporativa y la publicidad.

Hoy en día, Factor-H tiene una nueva web, -no sólo un nuevo diseño- que está motivada por el deseo y la necesidad de comunicar. Cuando las personas nos unimos la comunicación es la gran herramienta con la que movemos las montañas más insuperables.

Microsoft 365

Tras la Web, me empeñé -con prevención y un cierto temor- en un cambio de plataforma para la comunicación, de Google a Microsoft. ¿Porqué? Esencialmente por dos razones: una, porque creo que Microsoft está haciendo un inmenso esfuerzo en facilitar la colaboración de equipos. En medio de ambos, está mi pequeño gran “odiado” que es Whatsap, que usa todo el mundo, pero cuyas conversaciones se pierden, los archivos llenan el teléfono, todo se mezcla… Jam Koum había llegado a Canadá desde Ucrania -ahora al borde de una nueva guerra- y su madre desarolló un cancer, su padre jamás consiguió entrar en el país y el se dedicó a cuidar a su madre, a estudiar y, finalmente, a inventar un metodo para comunicarse con los seres queridos de su país sin tener que pagar una fortuna. Así se forjan los genios. Y ¡Viva WhatsApp! Pero para trabajar y colaborar de forma profunda, necesitamos algo más. Igual de fácil, pero algo más.

La otra razón de mi propuesta es la seguridad, la capacidad para innovar y, el hecho de que Microsoft “domina” el mundo empresarial. De forma que aprender a usar las herramientas de Microsoft, preparan para una vida laboral más cualificada, es decir… da herramientas para poder encontrar y mantener un trabajo. O para emprender.

Ya hemos iniciado el proceso de migración. Quienes colaboran con Factor-H verán los cambiós pronto y espero que abracen como una oportunidad la nueva plataforma. Yo me comprometo a estar ahí personalmente para ayudar con cualquier duda… o para que me ayudeis, estoy convencido de que pronto sereis todos unos expertos. T

Un último aspecto es el de su facilidad de uso en el móvil. Por fin los voluntarios y colaboradores de Factor-H podrán tener toda la información que necesiten a su alcance. Ese es el compromiso.

odos los que contais con una cuenta de corrreo electrónico de Factor-H recibireis pronto, si no lo habeis recibido, un email con instrucciones, un video y una forma de poneros en contacto si teneis algún problema.

Si os interesa la posibilidad de un futuro conectados -con sus peligros frente a los que tenemos que estar en guardia- no dejéis de ver este video de Tim Berners-Lee, uno de los padres fundadores de Internet. Ahí queremos estar en Factor-H, y cuando digo Factor-H, digo la comunidad, todos y cada uno de los que formamos la sangre vital que hace que dar esperanza a enfermos de Huntington viviendo en condiciones de extrema dificultad, incluido, por supuesto, los propios enfermos y sus familias. Ellos son la razon de ser de todo.

Video Una Carta Magna para Internet

Related Posts

Leave a Reply

en_USEnglish